Resaca y Ausentismo Laboral

793

Los científicos siguen encontrando razones para investigar el alter ego forzoso del placer: la resaca. Sería un regalo de la medicina encontrar una píldora que acabara con estos síntomas de una sola vez. Y en ello están. Pero las razones que los impulsan a encontrar el remedio contra la resaca van más allá.

El bebedor lo sufre en carne propia, y el empresario en su bolsillo. De acuerdo con el Plan Nacional de Desarrollo 2007 – 2012, en México el abuso en el consumo del alcohol y su dependencia constituyen una fuente significativa de ausentismo laboral, no sólo por sus efectos directos sobre las actividades laborales, sino también por incrementar el riesgo de accidentes dentro o fuera del lugar de trabajo.

En este sentido, hay un dato por demás significativo: según el secretario de salud José Ángel Córdova Villalobos, un 20% de los accidentes en el área de trabajo se relaciona con la ingesta de bebidas alcohólicas y se encuentra entre las 10 principales causas de ausentismo en los empleados, lo que afecta directamente su productividad.

En otros países, los ciudadanos tampoco brillan por su recato a la hora de empinar el codo. En España, según la consultora Behavioural Healthcare, hasta un 5% del ausentismo laboral está provocado por las “crudas”, y uno de cada 10 empleados trabaja con resaca al menos una vez al mes. Hay un dato aun más demoledor: 30% de los accidentes laborales son causados por el abuso del alcohol y las drogas. 

En este mismo sentido, en Inglaterra, más de medio millón de trabajadores empieza cada día su jornada laboral con resaca, según un estudio de la compañía Drinkware. El balance es: 2,700 millones de libras anuales en el sistema de salud a causa de borracheras; 17 millones de jornadas laborales perdidas y unos 20 mil millones de libras menos en las arcas estatales.

Comentarios