Las “proyelicitudes” son las nuevas entrevistas de trabajo

1067

Los currículos están  muertos. Las entrevistas son generalmente ineficientes.

Los proyectos son el futuro de la contratación, especialmente para las firmas que buscan trabajadores del conocimiento. Sin importar que tan maravilloso sean las referencias de sus candidatos, las firmas serias cada vez piden más a los que buscan empleo que trabajen seriamente para recibir una oferta seria.

Nuevos nombres         

Llámelos “proyelicitudes” o “soliciyectos”. Se trata de que los talentos de primera aborden desafíos del mundo real  para probar sus capacidades para generar valor real. Olvídese de “¿ cuál es su principal debilidad?”- y la verdadera pregunta para los candidatos pronto será qué tanto pueden estar a la altura del desafío del “soliciyecto” y ayudar a rediseñar una campaña de redes sociales, documentar una parte complicada de un  programa o producir un seminario en Internet.

¿Explotador? Tal vez.  Pero la mayoría de las organizaciones ha aprendido a la mala que ninguna entrevista o prueba psicológica puede sustituir a realmente trabajar con un candidato para el puesto.

Conozco algunas agencias de publicidad que solo contratan gente que haya  completado exitosamente trabajos independientes con el  equipo de una cuenta, Similarmente, una compañía web 2.0 de rápido crecimiento hace que sus contrataciones potenciales participen en al menos dos “revisiones de códigos” de programación para de esa forma evaluar su desempeño.

Si fuera, un programador veinteañero o un comercializador de 40 años, indudablemente tendría sentimientos encontrados sobre dar mi mejor esfuerzo a cambio de una compensación descontada.

Dicho lo anterior, vale la pena saber cómo será trabajar con sus futuros colegas y este enfoque ciertamente es más ético que las pasantías gratuitas que se han generalizado tanto en muchas industrias. Los egresados universitarios, los MBA y los candidatos de más edad pronto aprenderán a identificar cuáles “soliciyectos” son invitaciones genuinas para el éxito y cuáles simplemente son partes malas de trabajo barato.

De la misma forma que los candidatos a un puesto de trabajo aprenden a tener buenas entrevistas, encontrarán la forma de “soliciyectar” bien, optimizando su influencia e impacto dentro de los límites del proyecto.

Fuente: Diario Gestión 

Comentarios