¿Cómo lograr calidez en un ambiente laboral de tensiones?

661

El mundo ejecutivo suele tener muchas exigencias y muchas presiones, lo que puede generar ambientes de extrema tensión. 

Mónica Berger, Gerente de Desarrollo de Talento de LHH DBM Perú, otorga algunas sugerencias para evitar quedar atrapados en la tensión y, en cambio, poder contagiar a los compañeros de trabajo de una actitud alegre y positiva que haga que nuestro ambiente laboral sea agradable y productivo:

  1. Sonríe: Regálale una sonrisa a todas y cada una de las personas con las que te encuentras día a día, desde que llegas a tu centro de trabajo hasta que termina la jornada laboral. La sonrisa es contagiosa, contagia optimismo, entusiasmo y genera un entorno laboral más agradable. Al sonreir transmitimos buena energía, logramos aceptación y que se multiplique esta buena onda. 
  2. Agradece: Decir “gracias” desde el corazón es mágico. Así que usa esta mágica palabra con tus compañeros de trabajo, con tus colaboradores, ellos se sentirán valorados al escucharla y seguro podrán trabajar mejor.  Con calidez y agradecimiento auténtico podrás distensar tu ambiente de trabajo. 
  3. Confía: Genera en tu centro de trabajo un clima de confianza, en el que todos puedan decir lo que piensan, de manera abierta y sin miedo, en el que puedan contar los unos con los otros. 
  4. Comunica bien: La comunicación debe ser clara y eficiente. Por encima de todo, se deben evitar los chismes y las conversaciones de pasillo. En cambio, es importante fomentar las conversaciones necesarias para construir redes de confianza que permitan sinergias que faciliten el logro de los objetivos de la empresa.
  5. Reconoce y celebra. Reconoce los logros de tus compañeros y colaboradores como te gustaría que los tuyos fueran reconocidos y celebrados.  Los detalles, por ejemplo, son muy importantes para lograr ambientes agradables. Unas palabras o una nota de apreciación motivan a los empleados a trabajar mejor. 
  6. Aprende a criticar: Hasta criticar un error se puede hacer de manera positiva. Hacerlo así, permite lograr mayor compromiso de los colaboradores. Evitemos la crítica destructiva, la actitud defensiva y el señalamiento de culpas.  Es importante saber dar y recibir retroalimentación de manera adecuada.
  7. Respira: Regálate pausas para respirar. Párate, estírate, respira. Sal un ratito de tu oficina para respirar y quizá una vuelta a la manzana te permita oxigenarte, relajarte y regresar con la energía recargada. Asimismo, el humor y la disposición a divertirse son también importantes para  liberar tensión.

Ten en cuenta estos consejos para lograr que tu ambiente de trabajo sea más armónico y positivo.

Mónica Berger

SUSCRÍBETE a InfoCapitalHumano y entérate las últimas novedades sobre el sector de Recursos Humanos. Conoce más en el siguiente link: https://bit.ly/2Ot6KZm

Comentarios