«La responsabilidad social laboral es fundamental para que la economía siga expandiéndose»

1023

¿Cuáles son las principales actividades que ha realizado ABE en el último año?

En ABE, este año, hemos trabajado hacia adentro. ABE ha cumplido seis años y quisimos hacer una evaluación interna y retomar la raíces de la asociación. Por eso, en varias sesiones de planeamiento estratégico, revisamos nuestra misión, visión, cuáles eran los objetivos estratégicos, qué cosa les ofrecíamos a nuestros asociados y cómo podríamos crecer más.

Primero, revisamos internamente la institución, redefinimos nuestra misión y visión. En seguida, salimos a transmitir, primero a los socios y al mercado en general, estos cambios. Conseguimos efectuar un reforzamiento interno, para poder luego crecer.

ABE es una asociación que reúne casi a 200 empresas y para lograr sus objetivos necesita la participación activa de todos sus asociados. No se trata solo del trabajo del Consejo Directivo, pues para que tenga efecto nuestro mensaje, necesitamos el concurso de todos.

¿Cuál es ese mensaje?

Que ABE es una institución que promueve la responsabilidad social laboral y que su objetivo es conseguir la formalización del empleo en el país. En otras palabras, que cada vez más empresas contraten formalmente a sus colaboradores para pasar de ser una minoría de trabajadores laboralmente formales a ser una mayoría. Para lograr ese propósito, necesitamos la participación de todos nuestros asociados.

¿Cómo proponen expandir la formalización del empleo en el Perú?

A través de lo que nosotros llamamos el efecto cascada, es decir, incentivando que nuestros socios–que son empresas– prefieran o elijan trabajar con otras empresas que también sean laboralmente formales. Por ejemplo, se va a fomentar que las empresas socias contraten proveedores laboralmente formales.

Pero, ¿cómo determinar qué empresas son laboralmente formales?

Lo determina ABE a través de su certificación. Por lo tanto, invitamos a nuestros proveedores a que se certifiquen y sean socios de ABE, y así nos aseguramos que las empresas proveedoras contraten formalmente a sus trabajadores.

¿Qué significa para ABE que una empresa sea laboralmente formal?

En primer lugar, que cumpla con toda las normas de ley, es decir, que contrate al trabajador por planilla y pague todos los beneficios que le corresponde por ley. Eso es lo mínimo que nosotros exigimos a una empresa. Adicionalmente, les requerimos que cumplan con cuatro buenas prácticas en gestión de personas: contar con planes de capacitación, pago por mérito, sistemas de reconocimiento interno y sistemas de evaluación de personal.

Todo ello puede ser desarrollado con procedimientos muy sencillos pero también con sistemas sofisticados y complicados. Pero, basta que nuestros asociados cumplan con un procedimiento sencillo.

La certificación de estas buenas prácticas no la hace directamente ABE sino que contratamos a una empresa como SGS, que es una empresa de certificación reconocida a nivel mundial, y son ellos los que hacen la auditoría de certificación.

Entones, esas prácticas se van a demandar a todos los socios de ABE…

Si las empresas exigen a los proveedores que cumplan con la ley y que establezcan buenas prácticas laborales, cada vez habrá más empresas que requieran formalizarse.

Si esas prácticas se extienden a las casi 200 empresas asociadas de ABE, y éstas a su vez a sus proveedores y así sucesivamente, es lo que nosotros llamamos el efecto cascada.  Así podremos llegar a una gran cantidad de empresas y contar con un universo grande de trabajadores formalmente contratados.

Nuestro objetivo es que la mayoría de trabajadores peruanos estén formalmente contratados, y se beneficien ellos y sus familias. Ese es el gran sueño que tenemos. Para lograr ese gran sueño requerimos que trabaje una gran cantidad de empresas con nosotros.

De esta forma, creemos que vamos a hacer más sostenible el crecimiento económico del país, y que en esta apertura global de mercados que vivimos, podamos competir en igualdad de condiciones con empresas que vienen de fuera.

¿Cómo analiza el interés de las empresas locales por la responsabilidad social laboral?

Las empresas están tomando conciencia de la importancia de este tema. Existen muchas empresas que son laboralmente formales; pero son menos los que decidan trabajar con proveedores o empresas que también lo sean.

El mensaje que nosotros brindamos es que, entre todas las empresas, ayudemos a formalizar el país. No basta solo con ser formal, sino impulsar la formalidad en las demás empresas. Este segundo paso es lo que falta.

¿Cuáles son las principales ventajas de optar por la responsabilidad social laboral?

Los estudios y estadísticas demuestran que cuando un trabajador se siente respetado y, en general, se siente bien dentro de su empresa, rinde más y, por lo mismo, aumenta la productividad de la organización. Por otro lado, si la empresa con trabajadores formalmente contratados cuenta con planes de capacitación, reconocimiento, pago por mérito, etcétera, se reduce el índice de rotación de personal.

En el plano externo, si una empresa contrata proveedores laboralmente responsables, los trabajadores de ésta van a brindarle un mejor servicio. También, en el mercado global, las empresas que comercian con el Perú van a preferir trabajar con empresas laboralmente formales.

¿En qué aspectos relacionados a la responsabilidad social laboral están más avanzadas las empresas peruanas?

Para determinar los avances que existe sobre los diferentes puntos que promueve ABE, el próximo año vamos a lanzar el premio ABE, que va, justamente, a recoger la propuesta de las empresas en las cuatros prácticas que ABE promueve: capacitación, pago por mérito, reconocimiento y evaluación de personal. En estas cuatro líneas vamos a lanzar un premio para que las empresas presenten lo que están desarrollando y así reconocer las mejores prácticas.

Este premio no solo va a estar orientado a los asociados de ABE, sino a empresas en general. Las bases de este concurso serán lanzadas en el primer trimestre de este año. El objetivo es realizar la premiación en el mes de agosto de 2014.

Además vamos a tener un Gran Premio a la Responsabilidad Social Laboral, que es una distinción a la empresa más comprometida con los principios de ABE de aportar más en el tema de la cruzada por la formalidad laboral.

De esa manera vamos a tener una medición más precisa de los temas específicos en que están más avanzadas las empresas.

Tradicionalmente este tema se ha visto como circunscrita solamente en el área de Recursos Humanos…

Ahora estamos trabajando en transmitir a nuestros asociados que la responsabilidad social laboral no es un tema del área de Recursos Humanos, es un tema que involucra a la alta gerencia de las empresas, es un tema de responsabilidad social.

Para que el efecto cascada funcione, son los líderes de las empresas los que tienen que promover al interior de sus empresas que su área de compras –o logística– contrate proveedores que sean laboralmente formales, que sus áreas de responsabilidad social tomen conciencia de este tema, que sus áreas de marketing interno y externo difundan que ellas son empresas ABE, etcétera.

Nosotros estamos trabajando para darles a nuestros asociados herramientas que les permitan trabajar mejor todos esos aspectos. Estamos lanzando un sello de certificación ABE, de manera que puedan utilizar este sello como un sello de garantía. Esto lo pueden usar internamente, para sus procesos de reclutamiento de personal, o también para la publicidad externa.

Finalmente, ¿la formalización laboral irá calando más en las empresas?

Creemos que sí. Esperamos que surja una explosión de formalidad, mientras tanto, tenemos que seguir haciendo una labor de hormiga. Si, por ejemplo, cada uno de nuestros 200 socios trae a una empresa, automáticamente crecemos 100% en un año. Este es un objetivo para 2014, el de duplicar en un año el número de asociados.

 

 

Comentarios