Evolución Humana o Involución Laboral

777

 Por Hugo Arredondo Cristóbal – Médico Ocupacional – Gerente General H&S OCCUPATIONAL S.A.C.

Muchos filósofos y profesionales conocedores de la realidad laboral, han venido haciendo propuestas durante muchos siglos y actualmente todas ellas se han reunido en un tema llamado “Salud Ocupacional”, la misma que viene intentando mejorar las condiciones de Salubridad de nuestros trabajadores/colaboradores durante el desempeño de sus labores propias o durante el proceso pre y post laboral. En nuestro país contamos con pocos profesionales capacitados para desarrollar programas de Salud Ocupacional y escasos profesionales comprometidos con el cambio real, ya que muchos de ellos han ingresado a  este campo por necesidad económica y no por convicción. Por ello es criticable que muchas empresas dedicadas a la Salud Ocupacional no han presentado resultados científicos (estadísticos) de los cambios producidos por sus empresas en la mejora o promoción de la salud. 

Las herramientas empleadas para realizar la Salud Ocupacional en nuestro país son: los exámenes ocupacionales, los mismos que tratan de evaluar el estado de salud de un trabajador antes, durante y después de la exposición a los riesgos; evaluaciones de ergometría para personas que trabajan en altura; las evaluaciones psicológicas aplicadas de acuerdo al perfil ocupacional o cargo a desempeñar; las evaluaciones de clima laboral y organizacional que tratan de validar grupos de personas involucradas en un mismo proceso; evaluaciones de riesgos (ruido, iluminación) a través de luxometría y sonometría; evaluaciones ergonómicas que a mi modesto parecer, es la esencia de la salud ocupacional ya que involucra al trabajador y su entorno físico psicosocial; evaluación de comedores y estudio del agua de consumo humano. 

Una de las manifestaciones frecuentes de los empresarios es: “Estoy preocupado por cumplir con el D.S. 055-EM y el D.S. 009-TR; para ello necesito cumplir con exigencias de Salud Ocupacional para acreditar la ISO 9000, NOSA, OSHAS…”, cuando ellos acuden a buscar servicios de evaluaciones médicas y estudios de Salud Ocupacional, el objetivo de estas leyes es promover el cuidado de la salud del trabajador, quienes están expuestos a riesgos físicos (calor, frío, radiación, etc), riesgos químicos (vapores, gases, neblinas, etc), riesgos disergonómicos (posturas, vibración, etc), riesgos psicosociales, riesgos psicológicos, riesgos biológicos (virus, bacterias, hongos, etc). 

Si consideramos que el principal capital de una empresa es el “Capital Humano”, muchas veces no cuidamos la salud de los trabajadores, porque creemos que en gran parte es responsabilidad de ellos; y a veces aprovechamos de su juventud, vigor o necesidad económica, para que nuestras empresas logren una producción de bienes o servicios en el corto y mediano plazo. No valoramos la experiencia adquirida, la capacitación, la capacidad resolutiva y el manejo de su área dentro de nuestro proceso, que representa una inversión no calculada que se puede perder si nuestro trabajador es afectado por los riesgos antes mencionados o por factores que afecten su trabajo, desempeño, calidad de servicio y por ende la productividad. 

El resultado de la aplicación y/o Gestión de la Salud Ocupacional en una empresa favorece tanto al trabajador como al empresario. El trabajador se beneficia al disminuir y evitar el daño que ocasionan los riesgos laborales, el mismo que contribuye a mantener una salud permanente. Y el empresario se beneficia por que su principal capital no se pierde, no se devalúa en corto tiempo, dando tiempo para que esta experiencia sea transmitida a la siguiente generación de trabajadores que ingresen a trabajar a su empresa. 

La Salud Ocupacional como ente preventivo promocional de primer nivel del cuidado de la salud intenta no solo prevenir enfermedades, sino, el cambio de estilos de vida que le sirve también en su vida cotidiana. 

Resumiendo, el cuidado de la Salud Ocupacional no solo beneficia al trabajador y el empresario, sino al clima familiar en el cual están inmersos nuestros trabajadores e indirectamente al desarrollo de nuestra sociedad como parte de la evolución del hombre.

 

 

 

Comentarios