La automatización en las organizaciones de trabajo

138

Con el paso de los años, las innovaciones tecnológicas han potenciado el talento humano, sin embargo, se estima que en un futuro podría relegar a la fuerza laboral.

Según un estudio de McKinsey Global Institute, las herramientas de automatización, donde se incluyen la inteligencia artificial y la robótica, mostrarán su capacidad para desplazar recursos humanos, dependiendo del ritmo de su desarrollo, adopción y demanda de trabajadores.

Se prevé que para el 2030, el 60% de los puestos contará con un 30% de actividades que podrían automatizarse. El impacto de estas tecnologías se daría en las economías avanzadas. Por ejemplo, en Japón, se perdería cerca del 26% de empleos, mientras que, en países de Latinoamérica, no se sentirían los efectos.

El estudio situó al Perú dentro de los países con menor porcentaje de puestos laborales que serán desplazados por la tecnología, al contar con un 7% (aproximadamente 13 millones de empleos, lejos de países como Brasil o México con más de 30 millones) hacia el 2030, solo superando a Kenia, con 5%. Sin embargo, la adopción de nuevas habilidades de análisis y estrategia será fundamental para el desempeño de las actividades.

Cabe resaltar que no todas las actividades asumirán por igual la automatización. El informe señala que las que se orientan a reducir sus cifras, son las del rubro de maquinaria, procesamiento de datos, contabilidad y procesamiento de transacciones administrativas.

Comentarios