Las creencias limitantes y el primer paso para deshacerte de ellas

1090

Por Nelson Portugal (Perú) – Consultor en desarrollo personal, fundador de Portugal Research International y creador del programa Círculo de Crecimiento. 

¿Alguna vez has estado a punto de lograr algo importante en tu vida y de pronto hiciste algo para sabotear tu propio éxito?

Tal vez ya llevabas una semana haciendo dieta, estabas yendo al gimnasio y de pronto, sin ninguna razón aparente empezaste a faltar al gimnasio y volviste a comer de más.

Tal vez estabas concentrado en un proyecto, ibas progresando muy bien pero había algo dentro de ti que evitaba que finalmente lo termines.

O tal vez alguna vez llamaste a un cliente para cerrar una venta pero en el fondo no querías que conteste el teléfono.

Pareciera como si diéramos dos pasos hacia adelante en nuestra vida, pero luego diéramos tres pasos hacia atrás. ¿Por qué sucede esto y cómo podemos evitarlo?

Las creencias limitantes
La respuesta está en tus creencias limitantes y te explicaré por qué. Pero antes, quiero que nos detengamos a analizar qué es una creencia. Una creencia es un sentimiento de seguridad sobre algo.

Si tu crees que si viajas te vas a divertir, entonces tienes la seguridad de que al viajar la vas a pasar bien. Por esta razón, buscarás formas de poder viajar más seguido. Si crees que te si te quemas te harás daño, harás lo posible para poder evitar quemarte.

Bastante básico y simple ¿verdad? ¿Pero qué sucede cuando la creencia que tienes limita tu desarrollo? ¿Qué sucede cuando crees que si ganas más dinero tendrás mucho más trabajo y te sentirás más estresado? O ¿qué crees que pasaría si crees que si comes sano y vives saludable tu vida sería aburrida?

A estas creencias se le llaman creencias limitantes porque evitan que progreses. Piénsalo, si crees todo esto, difícilmente podrás ganar más dinero y bajar de peso o verte mejor ¿verdad?

Bien, ahora tú podrías estár pensando “yo no tengo esas creencias”. Está bien, tal vez no tengas estas creencias conscientemente pero si hay algo en tu vida que quieres lograr pero aún no logras, déjame decirte que tienes más de una creencia limitante.

El primer paso para eliminarlas
Entonces ¿cómo puedes deshacerte de ellas? Hay muchas formas de deshacerte de este tipo de creencias, pero la más importante de todas es la primera: reconocerlas.

Si no eres consciente de tus creencias limitantes, entonces nunca podrás deshacerte de ellas y, como consecuencia, siempre darás dos pasos hacia adelante y tres pasos hacia atrás.

Míralo de esta forma: Tu mente siempre luchará por evitar el dolor y buscar el placer. Si en tu mente, conseguir algo te causará dolor o evitará que consigas placer, nada de lo que hagas valdrá la pena porque encontrarás una forma de sabotearte a ti mismo.

Un claro ejemplo de esto son las personas que tienen la creencia de que ganar más dinero es ser materialista y es malo. Ellas nunca podrán ganar dinero y si lo hacen lo perderán fácilmente.

Por esta razón es que quiero que tú puedas reconocer las creencias limitantes que podrían estar evitando que logres lo que quieres en la vida, lo que sea que fuera.

Reconoce tus creencias limitantes
Para poder reconocerlas quiero que pienses en dos creencias limitantes que puedes tener. Estas creencias podrían ser alrededor de las relaciones, del dinero, de la vida, de tu peso.

Algunos ejemplos de creencias limitantes son:

  • Si gano más dinero seré criticado/a
  • Si expreso mis sentimientos seré lastimada/o
  • Ser vulnerable es un signo de debilidad
  • Si bajo de peso, entonces ya no me querrán como antes
  • Si engaño a mi pareja entonces soy “más hombre” o “más mujer”

Ahora quiero que te preguntes a ti mismo: ¿cuáles son las creencias limitantes que tengo en mi vida? Piénsalo por un momento y escríbelo aquí debajo en los comentarios. Te sentirás completamente libertado/a y nadie te juzgará ni te criticará, todos tenemos al menos una.

Yo seré el primero. Hace algunos años estas eran dos de mis creencias limitantes:

  1. Necesito agradarle a todos para poder ser feliz.
    Esta creencia evitaba que fuera yo mismo y me mantenía preocupado por el qué dirán todo el tiempo. Sentía una carga encima de mí para agradarle a las personas.
  1. No puedo ser feliz con una sola mujer.
    Creía que no se podía ser realmente feliz con una sola persona. Pensaba que en el futuro, luego de casarnos la relación seguramente ser deterioraría y nos terminaríamos engañando el uno al otro.

La verdad es que haber eliminado esas creencias limitantes por creencias que me permitan ser realmente feliz en la vida fue una de las mejores cosas que me ha pasado.

Ahora es tu turno
Hoy sé que la verdadera felicidad proviene de amarse a uno mismo y sé que una relación de pareja puede estar llena de pasión y de amor y que el tiempo nunca es impedimento para esto.

Por eso mi intención el día de hoy es que tú puedas liberarte de las creencias que te limitan y que puedas sentirte realmente libre y puedas dar un paso hacia adelante y luego dos pasos más.

Para eso, empieza reconociendo al menos dos y luego puedes escribirlos aquí debajo en los comentarios.


Sobre el autor

Nnelson-portugalelson Portugal (Perú)

Consultor en desarrollo personal, fundador de Portugal Research International y creador del programa Círculo de Crecimiento. www.nelsonportugal.com

Comentarios