Trazando tu ruta de éxito: aprende de lo que haces bien

1049

Por Rocío Rodríguez Barsallo – Especialista gestión del talento | Psicóloga | Coach

Estoy leyendo los libros “Positive Psychology coaching” del autor Robert Biswas Diener y “Positive Psychology in a Nutshell” de Ilona Boniwel. 

En ambos libros mencionan que en psicología y psiquiatría se utiliza el manual DSM dónde figuran los nombres de enfermedades mentales y sus principales síntomas. Comentan que también es interesante detectar por otro lado cuáles son los “síntomas” y características particulares de personas que experimentan bienestar y viven una vida plena.

Existen psicólogos como Abraham Maslow y Martin Seligman que elaboraron herramientas para medir lo mencionado anteriormente. Maslow elaboró un listado de comportamientos de auto – actualización (capacidad que tenemos para desarrollar nuestros talentos y potencial) y Seligman creó el Manual VIA de clasificación de fortalezas y virtudes.

Considero que los seres humanos tenemos la capacidad para conocemos bien y podemos detectar cuándo estamos teniendo éxito, en lo profesional o personal. Hay momentos en nuestras vidas en los que sentimos que hemos dado lo mejor, nos hemos sentido bien y logrado el éxito (sea un éxito pequeño o grande).

Por ejemplo: Cuando hiciste una excelente presentación en el trabajo o te fue muy bien en una negociación con tu cliente.

Me parece  útil que aprendamos a detectar aquellas características personales o circunstancias que nos permitieron conseguir el éxito en determinado momento. Nos podemos hacer las siguientes preguntas: ¿Qué habilidades puse en práctica en ese momento? ¿Qué pensamientos tuve? ¿Cómo era el entorno? ¿Qué estrategia utilicé?

Por ejemplo: Al hacer una excelente presentación en el trabajo puedo recordar que pensé en lo apasionante que era el tema para mí, y la estrategia que utilicé fue conocer bien a mi público antes de iniciar la presentación.

Recomiendo que te hagas las preguntas mencionadas líneas arriba en cada momento exitoso que tengas ¿Por qué? No sólo para  conocerte mejor, sino para poder hacer predicciones de tus éxitos futuros y   saber en qué circunstancias (internas y externas) alcanzas tu máximo desempeño y bienestar. 

A veces cuándo nos equivocamos o no tenemos el éxito que esperábamos nos preguntamos qué hicimos mal y queremos aprender. Me encanta la idea de poder aprender también de lo que hacemos bien.


Sobre el autor: 

Rocío Rodríguez Barsallo
Experta en atracción y desarrollo de talento. Actualmente se desempeña como consultora de gestión del talento. Realiza evaluaciones psicológicas, sesiones de coaching al igual que diseño y dictado de cursos de habilidades blandas. Posee  8 años de  experiencia laboral en las áreas de recursos humanos de empresas multinacionales de prestigio en  los sectores consumo masivo, metalmecánica, servicios y consultoría. Igualmente, se ha dedicado a la docencia de cursos de recursos humanos. Actualmente comparte artículos sobre desarrollo personal y profesional en su blog https://rociorodriguezbarsallo.wordpress.com/

Comentarios