Simplicidad y precisión: para nuestro bienestar en el trabajo

1252

Por Rocío Rodríguez Barsallo – Especialista gestión del talento | Psicóloga | Coach

He leído algunos artículos sobre el minimalismo y me han parecido  interesantes. Según la RAE, el minimalismo es la “Tendencia estética e intelectual que busca la expresión de lo esencial eliminando lo superfluo.” Según la BBC (2014), se trata de eliminar todas las cosas que nos distraen  de aquello que es importante en nuestras vidas. 

El minimalismo  es ser conscientes de las cosas que poseemos y compramos, y quedarnos sólo con lo que es verdaderamente necesario para nuestras vidas. Es valorar las experiencias por encima de los bienes. Es optar por un estilo de vida simple, descartando los objetos innecesarios.

Al leer de minimalismo, también  recuerdo lo que he leído sobre las 5s del Método Kaizen. El Kaizen es un movimiento que se originó en Japón y está orientado a la mejora continua de procesos. Las 5s del método Kaizen fomentan el órden y la disciplina en el lugar de trabajo. Se basan en la importancia de separar los objetos necesarios de los innecesarios, limpiar el lugar de trabajo, utilizar señales visuales  (que faciliten el control)  y realizar chequeos semanales para asegurar que se mantenga este método.

Considero que algunos aspectos  del minimalismo y el método Kaizen se pueden aplicar de manera diaria al trabajar.   

Te doy algunas ideas:

*Selecciona de manera cuidadosa cuáles son tus metas profesionales. Es recomendable que te focalices  en pocas metas, que sean importantes y contribuyan a tu sentido de vida.

*Evita sobrecargarte de tareas que no contribuyen a tus objetivos más relevantes, como tareas muy operativas o aquellas que no son parte de tus responsabilidades en el trabajo.

*Elige con cuidado cuáles son los conflictos o problemas a los que vale la pena dedicar tiempo y energía, y “deja de lado” aquellas complicaciones que en realidad no puedes resolver o cuya resolución no traen beneficios.

* Elige qué momentos específicos del día dedicarás en resolver problemas para evitar que pases bastantes horas centrado en tus preocupaciones, especialmente durante tu tiempo libre.

* Simplifica tu comunicación. Explica tus ideas de manera clara y precisa, especialmente en reuniones de trabajo y correo electrónico. A veces uno puede repetir la misma idea de varias maneras distintas, sea por estrés o por no saber cómo terminar una conversación, y esto puede traer generar demoras en el trabajo.

Podemos pensar que necesitamos un montón de cosas para estar satisfechos y tener bienestar en el trabajo y nuestras vidas en general. Considero que muchas veces es mejor optar por la calidad antes de la cantidad. ¿Qué te gustaría simplificar en tu vida?


Sobre el autor: 

Rocío Rodríguez Barsallo
Experta en atracción y desarrollo de talento. Actualmente se desempeña como consultora de gestión del talento. Realiza evaluaciones psicológicas, sesiones de coaching al igual que diseño y dictado de cursos de habilidades blandas. Posee 8 años de experiencia laboral en las áreas de recursos humanos de empresas multinacionales de prestigio en  los sectores consumo masivo, metalmecánica, servicios y consultoría. Igualmente, se ha dedicado a la docencia de cursos de recursos humanos. Actualmente comparte artículos sobre desarrollo personal y profesional en su blog https://rociorodriguezbarsallo.wordpress.com/

Comentarios